El pasado pasado 13 de abril falleció de un derrame cerebral, en Vall de Almonacid, pueblo de las comarcas de Castellón, el antiguo compañero del Partit Carlista del País Valencià, Enrique Martín Ríos, un activo militante descendiente de una familia carlista de ese pueblo, donde todavía vive su madre, de 94 años y con demencia senil, cuidada ahora por Amparo, la mujer de Enrique.

En los años setenta del pasado siglo Enrique vivía en Valencia donde trabajaba de mecánico. Era miembro de las CCOO y representante de las comarcas valencianas en el Frente Obrero del Partido Carlista.

Fue copartícipe en la elaboración que se realizó en un pueblo del País Valenciano, de una de las ponencias presentadas a la Asamblea Federal del Frente Obrero, realizada en un Colegio Mayor Universitario de Madrid, donde 186 delegados debatieron sobre táctica, acción y lucha sindical, así como sobre el proyecto sindical del partido Carlista para la etapa de socialismo de autogestión. Ponencias que luego quedaron plasmadas en un libro del mismo nombre editado por Akal en 1977, prologado por el miembro del Secretariado General de las CCOO, José Torres, y con la colaboración de Carlos Hugo, José María de Zavala, Carlos Carnicero y el que fuera coordinador del Frente Obrero, José Ramón Rincón.

Enrique –que ha donado su cuerpo a la Ciencia-, era una persona seria y respetuosa, fue un excelente y comprometido compañero muy querido por todos los carlistas que lo conocieron en sus años de militancia sociopolítica.

Estaba casado con Amparo, del municipio valenciano de Foios, con quien tuvo dos hijos. Hasta hace 6 años, en que se prejubiló, regentaba en Vall de Almonacid, el restaurante La Palanca, donde con su esposa se le podía ver trabajando –antes de haber perdido casi totalmente la vista- como siempre lo había hecho en su vida desde muy joven.

Descanse en paz nuestro viejo y querido amigo y compañero Enrique Martín Ríos.